Qué Son Los Piojos Y Cómo Combatirlos

Pareciera no ser muy común, menos hoy en día que se habla de campañas de salud y otras cosas que ayudan a los niños y adultos a tener una buena higiene, sin embargo los piojos siguen siendo un tema común, más aún en las escuelas primarias.

La pediculosis es la enfermedad que se caracteriza por tener el cuero cabelludo infestado de liendres, piojos y chinches, su tratamiento va más allá de la aplicación de agua y jabón ya que estos insectos, dejan en la cabeza de quien lo porta, sus huevecillos, lo que ocasiona que cuando aparentemente la peste está controlada, en realidad sólo sea una desaparición temporal de los mismos. Una característica que dificulta un poco la completa eliminación de estos animales es su capacidad de mimetizarse con el color del cabello de la persona que padece la invasión de los mismos.

Hay muchas maneras de contagiarse de pediculosis o piojos en el cabello; desde un peine infectado hasta sentarse en el mismo asiento en donde estaba una persona con piojos. No es siempre un problema de higiene, sino que podemos encontrarlos en todas partes.

Es común que en las escuelas se dé cuenta de este problema por parte de una maestra, ya que se calcula que dos de cada diez niños tienen piojos y sus papás lo ignoran, haciendo más grande el problema, ya que al no saberlo no toman las precauciones necesarias para eliminarlos y prevenir los contagios. Pero no solamente es cuestión de comodidad y estética, sino que los piojos portan una bacteria que se llama rickettsiosis, esta puede llegar a ser mortal si no se le trata a tiempo.

Aproximadamente cinco millones de personas tienen piojos en este momento, haciendo el contagio más posible, ya que es muy fácil contraerlos si se recarga la cabeza en asientos de cine, taxis, aviones y transporte público.

Se habla de que son las mujeres y las niñas las más afectadas por este problema, sin embargo también ataca a los hombres y niños. También se sabe que es en época de invierno en donde hay más contagio de pediculosis, debido al contacto con gorros, bufandas y orejeras ajenas que transportan al piojo de cabeza en cabeza.

Estos insectos generalmente pueden ser encontrados en el cuero cabelludo, pero en casos extremos se les puede encontrar en cejas e incluso en las pestañas de la persona que sufre de este problema.

Lo importante es acudir a un experto ya que los químicos de los jabones y shampoos no funcionan para combatir el piojo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *