Cuidado con los productos para adelgazar

Una de las mayores preocupaciones entre las mujeres es tener un cuerpo delgado y tonificado, y si bien es cierto que esto puede lograrse con una correcta alimentación y la práctica constante del ejercicio, también es cierto que hay muchas mujeres que no tienen tiempo de hacerlo o simplemente no tienen las ganas de hacer grandes cambios en su vida, por lo que recurren a otros remedios para lograr su cuerpo ideal sin importar las consecuencias.

Uno de los métodos más comunes para bajar de peso de forma rápida son las pastillas, sin embargo, esto puede ser muy peligroso para el organismo, ya que no es normal perder tanto peso en tan poco tiempo.

Ante este hecho la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), emitió una alerta sanitaria sobre los riesgos de consumir productos como Capslim, que son pastillas que prometen adelgazar y se comercializan ilegalmente principalmente por Internet.

La Cofepris a través de un comunicado informó que este producto no cuenta con un registro sanitario y además es ofrecido como un suplemento alimenticio pero no se tiene la información necesaria de cuáles son sus centros de distribución o sucursales de venta.

La dependencia informó que en agosto de 2017 se resguardó material publicitario como lonas y trípticos, así como empaques, para aplicarse las medidas de seguridad para proceder con la suspensión de actividades de los establecimientos que los tenían.

Y es que de acuerdo con investigaciones del producto, el consumo de estas pastillas puede ocasionar hasta 162 reacciones diferentes, entre las cuales se encuentran problemas renales, hipertensión arterial y diarreas.

Aunque estas pastillas no son los únicos productos con irregularidades, la misma marca comercializa un gel para masajes, el cual se descubrió que tiene éter etílico, la cual es una sustancia que está prohibida en el país.

Ante estos hechos la Cofepris lanzó una advertencia sobre los productos de la marca Capslim, los cuales tienen prohibido ser publicitados o comercializados como productos que sirven para bajar de peso o para reducir tallas.

Además exhortó a la población a no cambiar lo tratamientos médicos por este tipo de productos y antes de comenzar a tomar algún medicamento para bajar de peso se debe consultar a un especialista.

Así que no arriesgues tu vida ni tu salud sólo por querer lucir mejor, si deseas bajar de peso acude con un nutriólogo quien te ayudará a hacerlo de manera correcta y sobre todo de forma saludable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *